The Blog

(una noche de invierno)

sí, sí,

es algo parecido a mi, pero que sólo teclea,

es una especie de bulto multiforme, como el de mis dibujos,

me estrello contra las cuatro paredes de mi cuarto,

el suelo ni lo toco.

 

y el techo, a veces, cuando muevo lo que antes se llamaba cuello

las muñecas son como abanicos, están expandiéndose por la mesa-

-no tienen fin-

 

y los dedos se alargan, y se retuercen como si nada,

los ojos ya no existen,

la boca tampoco,

la nariz a pasado a ser dos orificios pequeños

(a veces los utilizo para mirar)

 

las orejas están intactas, pero en el silencio de la noche solo me sirven para decorar mi P’iiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii (personal)

 

no tengo codos, ni antebrazos,

los dedos de los pies son como las pompas de embalar

y todos los libros de mis estanterías se me clavan, los mas caros son mas ariscos, algunos maúllan.

 

el flexo…, el flexo es mi fotosíntesis personal, sus rayos solo alumbran parte de mi masa

pero ya es algo,

la luz del cuarto hace dos horas y 23 minutos que esta apagada

un calefactor contrarresta los -2 grados del exterior.

describir esto sería solo el comienzo, mi cuerpo interiormente sufre deformaciones que me obligan a pensar hasta en brigitte bardot, y en paradojas sociales que ocurren.

nunca llego a ninguna conclusión, y si llego es ya en sueños

Leave a Comment

Let us know your thoughts on this post.